¿Te han incluido indebidamente en ASNEF?

TOTAL RECUPERADO
16.366.961 €

Hucha de reclamaciones de EZ

Sentencia a Bankinter retribuye 11.613,74€

El Juzgado 1ª Instancia Nº4 de Alicante sentencia a Bankinter por falta de transparencia y le condena a retribuir 11.613,74€ a un usuario de Economía Zero.

Entre las partes se llevó a cabo un contrato de tarjeta de crédito DACIA, con fecha 03/10/2014, en el que se establece los siguientes tipos de interés TAE del 21,84% y del 26,82%, siendo muy superior al precio del dinero en esas fechas.

Asimismo, el contrato no cumple con las exigencias de transparencia, claridad, concreción y sencillez y legibilidad, puesto que la parte actora, como consumidora, no ha podido tener pleno conocimiento de las consecuencias económicas y jurídicas que el presente contrato suponía.

Por lo anterior, procede la no incorporación de las condiciones generales contractuales ilegibles y las que no hayan sido informadas a la demandante en el momento de la celebración del presente contrato.

Igualmente, procede la nulidad de la cláusula que establece el tipo de interés interpuesto por usurario.

Por la Magistrada-Juez se estima la demanda interpuesta, sentencia a Bankinter Consumer Finance E.F.C. S.A. y, en consecuencia, se declara la nulidad por falta de transparencia, del contrato de tarjeta de crédito DACIA suscrito entre las partes condenando a la entidad a devolver al demandante las cantidades que haya pagado, en lo que excedan del total del capital que le haya sido prestado, suma que se eleva a 11.613,74€.

En la siguiente sentencia a Bankinter se imponen las costas del proceso a la parte demandada.

D. Martí Sola Yagüe, abogado colaborador de Economía Zero, ha sido el encargado de conseguir la siguiente sentencia a Bankinter.

¡¡¡ RECLAMA LA NULIDAD DE TU CONTRATO DE TARJETA DACIA SENTENCIA A BANKINNTER CON ECONOMÍA ZERO Y RECUPERA TU DINERO !!!!

JUZGADO DE PRIMERA INSTANCIA Nº4

TORREVIEJA (ALICANTE)

Procedimiento: Asunto Civil 000701/2020

SENTENCIA Nº000110/2021

JUEZ QUE LA DICTA: D/Dª XXXX

Lugar: TORREVIEJA (ALICANTE)

Fecha: veintitrés de abril de dos mil veintiuno

PARTE DEMANDANTE: XXXX

Abogado: SOLA YAGÜE, MARTI

Procurador: XXXX

PARTE DEMANDADA BANKINTER CONSUMER FINANCE EFC SA

Abogado: XXXX

Procurador: XXXX

OBJETO DEL JUICIO: Contratos en general, Magistrada-Jueza del Juzgado de Primera Instancia numero. Cuatro de los de esta ciudad, ha dictado, en nombre del REY, sentencia habiendo visto el presente JUICIO ORDINARIO NUM.701/2020 instado por la Procuradora de los Tribunales SRA. XXXX en nombre y representación acreditada de DOÑA XXXX, asistida de la Letrada SRA. XXXXXX contra BANKINTER CONSUMER FINANCE E.F.C.,S.A., representada por el Procurador de los Tribunales SR. XXXX, y asistida de la Letrada SRA. XXXX.

ANTECEDENTES DE HECHO

PRIMERO.- Por la representación referida se presentó demanda de juicio ordinario frente a la demandada, siendo repartida a este juzgado el 25/05/2020 solicitando que se DECLARE LA NULIDAD DEL CONTRATO, TARJETA DE CRÉDITO “DACIA” de fecha 03/10/2014, y se dicte en su día Sentencia por la que se estime íntegramente la demanda y DECLARE la nulidad de las cláusulas relativas a la fijación del interés remuneratorio, al modo de amortización de la deuda y composición de los pagos, y a los costes y precio total del contrato de autos por no superar el doble filtro de transparencia y.

DECLARE la nulidad por abusividad de la comisión por impago y gestión de recobros, y CONDENE a la demandada a la restitución de todos los efectos dimanantes de las cláusulas declaradas nulas y de los efectos de las cláusulas y prácticas abusivas impugnadas, hasta el último pago realizado; más los intereses legales y procesales y el pago de las costas del pleito, por no superar el control de transparencia y abusividad.

Se emplazó a BANKINTER CONSUMER FINANCE E.F.C.,S.A. para que contestara la misma, efectuándolo en tiempo y forma solicitando la desestimación de la demanda; tras ello se señaló la audiencia previa por decreto de la Sr. XXXX Letrada de la Administración de Justicia de fecha 26/01/2021 para el día 23/02/2021.

SEGUNDO.- La Audiencia previa se celebró el día señalado, compareciendo las partes a través de sus respectivas representaciones procesales.

Las partes se ratificaron en sus respectivos escritos, solicitando el recibimiento del pleito a prueba, proponiendo ambas la documental, que fue admitida.

No considerando necesaria la celebración de vista, art.429.8 de la LECivil, pero a la vista de una de las pruebas documentales solicitadas, se acordó que las conclusiones finales se efectuarían por escrito, una vez aportada dicha documenta, y finalmente por diligencia de ordenación de 07/04/2021 quedaron los autos vistos para sentencia, con el resultado que consta en autos, recogido en soporte informático, bajo la fe pública del Sr. XXXX Letrado de la Administración de Justicia.

TERCERO.- En la tramitación de los presentes autos se han observado las prescripciones legales.

FUNDAMENTOS DE DERECHO

PRIMERO.- La parte actora, en esencia, basa su demandada en los siguientes hechos: Tras alegar la condición de consumidor de la parte actora, indica que éste es titular de una tarjeta de crédito DACIA, que le fue ofrecida el 03/10/2014, por teléfono, remitiéndole posteriormente el contrato, sin explicación alguna del mismo y teniendo que retornarlo firmado.

Que es una tarjeta revolving, con los siguientes tipos de interés TAE del 21,84% y del 26,82%. Señala las circunstancias que rodearon la operación para invocar la Ley de 23/07/1908.

Continúa indicando que se ha vulnerado el control de incorporación y de transparencia y en base a ello solicita la nulidad de las cláusulas relativas a la fijación del interés remuneratorio, al modo de amortización de la deuda y composición de los pagos, y a los costes y precio total del contrato de autos por no superar el doble filtro de transparencia y, DECLARE la nulidad por abusividad de la comisión por impago y gestión de recobros.

Frente a ello, se alza la entidad demandada, la cual efectúa un análisis de la tarjeta revolving, el carácter de objeto principal del contrato de los intereses remuneratorios, rechaza la falta de transparencia, así como las consecuencias de las misma, si la hubiera.

SEGUNDO.- Con relación al fondo del asunto, es de destacar que nadie ha negado los datos fácticos del presente procedimiento, considerando que estamos ante una cuestión jurídica, debatida ante nuestros tribunales, y en concreto sobre la nulidad por falta de transparencia de la cláusula relativa a los intereses remuneratorios y las comisiones.- No se ha invocado la Ley de Usura por la parte actora.

TERCERO.- Se plantea por la parte demandante la nulidad, artículo 80 del Texto refundido de la LGDCU, de la cláusula de intereses con los efectos legales inherentes a tal declaración.

En este sentido, debe recordarse que el art. 4.2 de la Directiva 93/13 señala que la apreciación del carácter abusivo de las cláusulas no se referirá a la definición del objeto principal del contrato ni a la adecuación entre precio y retribución, por una parte, ni a los servicios o bienes que hayan de proporcionarse como contrapartida, por otra, siempre que dichas cláusulas se redacten de manera clara y comprensible.

El vigésimo considerando de la Directiva 93/13 ya indicaba que «los contratos deben redactarse en términos claros y comprensibles, que el consumidor debe contar con la posibilidad real de tener conocimiento de todas las cláusulas».

Así pues, las partes pueden libremente estipular el precio que consideren oportuno, pero una cláusula podrá ser también considerada nula en el caso de que sea confusa o que no aparezca de manera clara, para que no haya duda de que el consumidor era perfecto conocedor del precio que se pactaba en el contrato.

En este sentido, los intereses remuneratorios deben ser considerados precio, por lo que hemos de analizar si el consumidor ahora demandado dispuso de una información suficiente al respecto y si se puede entender que comprendió plenamente la onerosidad de la operación plasmada en ese contrato.

El Tribunal Supremo en la sentencia de 9 de mayo de 2013 recordó, citando las sentencias 401/2010, 663/2010 861/2010 y 406/2012, que el hecho de que una condición general defina el objeto principal de un contrato y que, como regla general, no pueda examinarse la abusividad de su contenido, no supone que el sistema no las someta al doble control de transparencia.

Esa sentencia indicaba que dentro de nuestro derecho nacional «las condiciones generales pueden ser objeto de control por la vía de su incorporación a tenor de lo dispuesto en los artículos 5.5 LCGC-«la redacción de las cláusulas generales deberá ajustarse a los criterios de transparencia, claridad, concreción y sencillez»-, 7 LCGC-«no quedarán incorporadas al contrato las siguientes condiciones generales.

Las que el adherente no haya tenido oportunidad real de conocer de manera completa al tiempo de la celebración del contrato.

Las que sean ilegibles, ambiguas, oscuras e incomprensibles. Continuaba la sentencia diciendo que, además del filtro de incorporación, el control de transparencia tiene por objeto que el adherente conozca o pueda conocer con sencillez tanto la «carga económica» que realmente supone para él el contrato celebrado, esto es, la onerosidad o sacrificio patrimonial realizado a cambio de la prestación económica que se quiere obtener, como la carga jurídica del mismo, es decir, la definición clara de su posición jurídica.

En este segundo examen, la transparencia documental de la cláusula es insuficiente para impedir el examen de su contenido y, en concreto, para impedir que se analice si se trata de condiciones abusivas.

Es preciso que la información suministrada permita al consumidor percibir que se trata de una cláusula que define el objeto principal del contrato, que incide o puede incidir en el contenido de su obligación de pago y tener un conocimiento real y razonablemente completo de cómo juega o puede jugar en la economía del contrato.

En definitiva, en los términos de esa sentencia, «la transparencia de las cláusulas no negociadas, en contratos suscritos con consumidores, incluye el control de comprensibilidad real de su importancia en el desarrollo razonable del contrato».

No parece que se discuta por la parte demandada el carácter de consumidora de la parte actora, y por otro lado, el examen del contrato permite afirmar que se trata de un contrato de adhesión, pre-redactado por la entidad demandada y dirigido a una contratación seriada, en masa.

Salvo los datos identificativos de la otra parte contratante, el contrato viene integrado por un conjunto de condiciones generales de la contratación en los términos que las define el artículo 1 de la Ley de Condiciones Generales de la Contratación.

Con relación al supuesto concreto, el documento que sirve de base a la demandante para reclamar la cantidad que la demandada adeuda es prácticamente ilegible, cuando fija los tipos de interés, en su primera hoja.

No obstante se conoce el TAE 26´82%. Se trata de cláusula que implica un claro desequilibrio, atendiendo a los tipos de interés vigentes en ese momento, y que no aparece forma clara y transparente, sino mas bien en un párrafo que se señala como información previa, sin que del mismo se pueda indicar que del documento aportado, el consumidor pueda conocer realmente los costes económicos de la operación y que los asumiera libremente como precio del contrato.

Y aunque sea posterior, como se recoge en la Exposición de Motivos de la Orden ETD 699/2.020, se trata de evitar la prolongación excesiva del crédito y el aumento de la carga de la deuda más allá de las expectativas razonables del prestatario que contrata este producto.

Prácticamente resulta imposible comprender con la fórmula que recoge la condición 5, el coste económico de la cuota, la suma que va a satisfacer en concepto de intereses y comisiones y lo que es especialmente relevante en la contratación con un consumidor.

No llega a conocer que cuando abona una cuota está amortizando una suma irrelevante del capital del que ha dispuesto, frente al elevado coste de los restantes conceptos incluidos para el cálculo de la cuota, de manera que las disposiciones de capital realizadas se traducen en la obligación de pago de cuantías elevadas y que no guardan un mínimo criterio de proporcionalidad con la suma de la que realmente ha dispuesto.

Como indica la SAP Oviedo, sección 4 del 27 de noviembre de 2020 (ROJ: SAP O 4807/2020- ECLI:ES:APO:2020:4807), y aplicable al presente.

En la cláusula sexta se prevé el cálculo de los intereses en base a una fórmula matemática de difícil comprensión, para un ciudadano medio es obligación de las entidades crediticias el facilitar al consumidor información suficiente, adecuada y comprensible de la mecánica operativa de estas tarjetas.

En esa línea se orienta la Orden ETD 699/2.020 de 24 de julio, que aunque aún no está vigente sigue el criterio ya recogido en otras normas anteriores como el artículo 11 de la Ley16/2.011 de 24 de junio, de Crédito al Consumo.

Normas en las que se exige un mayor detalle explicativo, a fin de que el cliente, consumidor, conozca el coste económico del contrato, en la forma aceptada de pago.

Y así, en el artículo 33 ter d) de la Orden ETD 699/2.020, prevé la obligación de realizar ejemplos representativos con dos o más alternativas de financiación determinadas en función de la cuota mínima que pueda establecer para el reembolso del crédito con arreglo al contrato.

Información que debe facilitarse con carácter previo a la suscripción del contrato, pues sólo así el consumidor, puede conocer si le interesa o no y decidir libremente la modalidad de pago que le conviene establecer. Información que, en el caso de autos no se le facilita de forma clara, asequible, ni con la debida antelación para que cuando suscribe el contrato conozca el alcance económico de lo que contrata.”

Por lo tanto, se considera que no supera la cláusula de interés remuneratorio ese doble control, en cuanto a su incorporación y conocimiento de la carga económica.

CUARTO.- Con relación a la consecuencias, se hace propio el argumento recogido en la SAP Oviedo, sección 7 del 13 de enero de 2021 (ROJ: SAP O 58/2021 – ECLI:ES:APO:2021:58 ), que indica que.

Concluida la falta de trasparencia de las cláusulas en cuestión respecto del sistema crédito (revolving), resulta necesario poner de relieve que, el artículo 9.2 L.C.G.C. señala que «la sentencia estimatoria, obtenida en un proceso incoado mediante el ejercicio de la acción individual de nulidad o de declaración de no incorporación.

Decretará la nulidad o no incorporación al contrato de las cláusulas generales afectadas y aclarará la eficacia del contrato de acuerdo con el artículo 10, o declarará la nulidad del propio contrato cuando la nulidad de aquellas o su no incorporación afectara a uno de los elementos esenciales del mismo en los términos del artículo 1.261 C.C.».

Y especificando el artículo 10 L.C.G.C. que «la declaración de nulidad de las mismas no determinará la ineficacia total del contrato, si éste puede subsistir sin tales cláusulas».

Tal es el criterio, y es también, en definitiva, el criterio que se deduce del artículo 6.1 de la Directiva 93/13, que establece que el contrato celebrado entre el profesional y el consumidor seguirá siendo obligatorio para las partes «en los mismos términos», si éste puede subsistir «sin las cláusulas abusivas».

Sin embargo, tal criterio favorable a la subsistencia del negocio jurídico no parece que pueda ser el mantenido en el supuesto que nos ocupa, a la luz del propio contenido contractual y de la afectación de la declaración de falta de transparencia y abusividad a unas cláusulas definitorias de uno de los elementos esenciales del contrato, como es el modo de cálculo del interés remuneratorio y el sistema de pago revolving.

Cuya nulidad, estimamos, ya en las resoluciones precedentes, vacía de contenido el contrato en cuestión, lo que obliga a decretar la nulidad en su totalidad (sin necesidad de analizar el resto de comisiones cuestionadas).

Y en consecuencia, a la aplicación de las previsiones contenidas en el artículo 1.303 C.C., es decir, la «recíproca restitución de las cosas que hubieren sido materia del contrato, con sus frutos, y del precio, con los intereses», que, en este caso, comporta el abono por la entidad demandada de la cantidad que resulte de la diferencia entre las cantidades abonadas de modo global por el actor, y el capital dispuesto por éste con cargo al contrato de tarjeta de crédito concertado entre las partes, y para el caso en el que el capital dispuesto fuera superior a la cantidad abonada por el demandante, al pago por éste de la diferencia”.

Sin embargo, esta juzgadora, a pesar de compartir, como se ha indicado, lo anterior, no comparte el último inciso, pues para ello, en su caso, se considera debería haber interpuesto demanda reconvencional la parte demandada.

QUINTO.- La cantidades que pudieran resultar a favor del demandante, devengarán el interés legal del dinero desde la presentación de la demanda, incrementado en dos puntos desde la presente, arts.1101 y 1108 del C. Civil, y 576 de la LE civil.

SEXTO.- Con relación a las costas es de aplicación el art.394.1 de la L.E. Civil, del vencimiento.

Vistos los preceptos legales citados y demás de general y pertinente aplicación

FALLO

Que por medio de la presente sentencia debo ESTIMAR Y ESTIMO íntegramente la demanda interpuesta por la Procuradora de los Tribunales SRA. XXXX en nombre y representación acreditada de DOÑA XXXX, contra BANKINTER CONSUMER FINANCE E.F.C.,S.A., representada por el Procurador de los Tribunales SR. XXXX.

Y DEBO DECLARAR Y DECLARO la nulidad de las cláusulas relativas a la fijación del interés remuneratorio, al modo de amortización de la deuda y composición de los pagos, y a los costes y precio total del contrato de autos por no superar el doble filtro de transparencia con relación a la TARJETA DE CREDITO DACIA, suscrita entre las partes, con fecha 03/10/2014.

Y, DEBO CONDENAR Y CONDENO A BANKINTER CONSUMER FINANCE E.F.C.,S.A., a la restitución a la actora de todo lo pagado en cualquier concepto que exceda de lo prestado, devengando en el posible saldo a favor de la actora, el interés legal del dinero desde la presentación de la demanda incrementado en dos puntos desde la fecha de la presente.

Que debo condenar y condeno a las costas de este procedimiento a la parte demandada.

Notifíquese a las partes haciéndoles saber que contra la presente Sentencia cabe interponer recurso de APELACIÓN ante la Audiencia Provincial de ALICANTE por medio de escrito presentado en este Juzgado en el plazo de los 20 días hábiles contados desde el día siguiente a la notificación.

Así, por esta, mi Sentencia, de la que se expedirá testimonio para su incorporación al expediente, llevándose el original al Libro de Sentencias, lo pronuncio, mando y firmo.

2 comentarios para Sentencia a Bankinter retribuye 11.613,74€

  • Cris

    Mi caso es parecido al de esta sentencia porque mi tarjeta tambien es una Visa «dacia» y aunque no estoy segura del todo, me parece que tambien he pagado durante casi 10 años la misma tae de casi el 27 %. Hace ya más de un año que la acabado de pagar y la he cancelado, aunque ya he leído que eso no me impide reclamar igualmente lo que es mio.

    Espero su respuesta para indicarme como empezar cuanto antes mejor, muchas gracias de antemano.

    • Economía Zero

      Buenas Cris y gracias por contactar con nosotros.

      En primer lugar, te recomendamos que visites la información sobre este procedimiento a través de este enlace: Cómo anular los contratos de las tarjetas de crédito y préstamos «revolving». Resumiendo un poco el contenido referido a la reclamación sobre la que nos consultas, mediante este procedimiento lo que conseguimos es que se declare la nulidad de la tarjeta revolving que tiene asociados unos intereses (TAE) abusivos. En tu caso, al tratarse de una tarjeta contratada con Bankinter, ya te adelantamos que las posibilidades de que la reclamación sea viable son muy elevadas.

      La principal consecuencia de la declaración de la nulidad del contrato de la tarjeta es que sólo tendrás que devolver al Banco la cantidad que realmente te prestó; anulando por tanto todo lo que hayas pagado en concepto de intereses, comisiones, seguros y cualquier otro cargo que no sea específicamente la devolución del principal y anulando también la «supuesta deuda» que el banco dice que aún te queda por pagar. Si se diera el caso de que con tus pagos mensuales, ya has satisfecho el total de la cantidad que realmente te prestaron, cuando se declare la nulidad del préstamo, Bankinter tendría que devolverte todo lo que hayas pagado de más.

      La estrategia de reclamación que seguimos desde ECONOMÍA ZERO es ocuparnos de toda la reclamación, desde el principio hasta el final.

      Somos conscientes de que es muchísima toda la información que te hemos dejado, por lo que te ofrecemos tratar la consulta por teléfono. Si nos dejas tu número podemos llamarte en la franja horaria que nos indiques. O si lo prefieres, puedes llamarnos tú al 987 025 011.

      Finalmente, comentarte que los datos que necesitamos para elaborarte los documentos necesarios para formalizar tu reclamación son los siguientes:

      · Nombre y apellidos del titular.

      · Dirección completa.

      · Nº de DNI y copia escaneada del mismo.

      · Nº de contacto (indícanos también una franja horaria en la estés disponible).

      · Nombre de la entidad

      · Nº que identifique el producto (nº contrato/s; nº cliente, etc.).

      Te comento que la estrategia de este tipo de entidades es remitir la mínima documentación o nada, para que lo tengáis difícil a la hora de la reclamación judicial, ya que sin los contratos y justificantes de pago, no es posible su tramitación judicial, al no tener prueba que los sustente. Por ello, te adjuntamos PDF explicativo de cómo conseguir esta importante documentación.

      La documentación necesaria son los contratos, facturas y justificantes de pagos, por lo que es muy importante que lo conserves todo o directamente nos lo envíes para conservarlo nosotros, ya que esta documentación podrá ser fundamental para el proceso de reclamación en el caso de que las entidades en su respuesta no nos envíen la documentación que les solicitamos.

      Aprovechamos para recomendarte que visites nuestro listado de entidades y productos reclamables por usura, por si tuvieras otro préstamo o crédito con intereses abusivos que pudieras reclamar.

      Estamos a tu disposición para cualquier aclaración que precises.

      Saludos cordiales.

MUY IMPORTANTE: Si vas a realizar una consulta debes leer antes toda la información de la página CONSULTAS.

La moderación de comentarios está activada, por lo que tu comentario NO aparecerá hasta que te respondamos.


Deja un comentario

  

  


Puedes usar estas etiquetas HTML

<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>